El 25 de enero de 1898 el Maine hacía su entrada en La Habana sin haber avisado previamente de su llegada, lo que era contrario a las prácticas diplomáticas. El 15 de febrero de 1898, a las 21:40 una explosión hizo saltar al Maine por los aires.


La torre del reloj de Quinta Avenida en Miramar se erigió entre los años 1921 y 1924, cuando comenzaba a urbanizarse esta zona de la ciudad, que conducía a los clubes exclusivos, balnearios, parques y palacetes de la más rancia burguesía habanera.


Vista de las casonas establecidas en el municipio de Miramar, una de las mejores zonas de La Habana.


La Fuente Luminosa de Miramar es una de las más representativas de la capital cubana, inaugurada en 1945.


El reloj de la Quinta Avenida en Miramar es una torre de 22 metros de altura con su añejo carillón, réplica del Big Ben de Londres, según cuentan. La maquinaria del reloj fue ideada por los fabricantes de la E. Howard & Co, de Boston, y fue construido entre los años 1921 y 1924.